martes, 22 de febrero de 2011

Retrospectiva: Canino (2009)


“Canino” es una película griega elegida para optar al Oscar a Mejor película de habla no inglesa este 2011 (a pesar de que se estrenó en 2009, de ahí que la clasifique en ese año). Tengo que confesar que su visionado me dejó algo traumatizado, puesto que la situación que se muestra en esta “rara avis” es cuanto menos grotesca: unos padres impiden que sus tres hijos tengan contacto o información con el mundo exterior, aislándolos dentro de su hogar como si fueran presos. Entonces, desde pequeños, están recluidos y desconocen lo que sucede más allá del jardín de su casa, convirtiéndose en claras víctimas de una sobreprotección insólita. Puede que no se especifique en ningún momento de la película, pero se supone que esta represión y desconexión de la realidad es por su bien, piensan que de este modo están a salvo de lo que hay “fuera”. Sencillamente inaudito...

SPOILER

Desde el comienzo queda patente que el padre es el artífice de todo, quien domina el panorama; mientras que su esposa es presentada como un personaje sumiso a su voluntad, que acata sus deseos sin voz propia. Esto se aprecia cuando el padre incita a sus hijos a que actúen como perros para asustar a los gatos que entren en el jardín (el gato es el animal más peligroso que existe para ellos teniendo en cuenta el reducido mundo en que viven) y su mujer se pone a ladrar junto a ellos con el fin de reforzar la farsa que está orquestando su marido. Pero esto no es lo más esperpéntico de la película ni mucho menos, puesto que para que el hijo mayor pueda saciar sus necesidades sexuales, su padre permite entrar en la casa a la guardia de seguridad de la fábrica en la que él trabaja, pagándole a cambio claro. Su presencia despertará tanto en el varón como en las hermanas la sensación de curiosidad por aspectos que desconocen (relacionados con la sexualidad principalmente), desencadenándose así una serie de complicaciones que no viene a cuento relatar aquí (ved la película directamente si tenéis interés).

Para mí, lo más curioso del film son las ridículas (pero efectivas) tretas que se les ocurren a los padres para engañar a sus hijos: les prohíben ver la televisión (tan solo pueden ver cintas de video familiares grabadas por ellos mismos), les dejan en el césped del jardín aviones de juguete asegurándoles que han caído del cielo para que compitan entre ellos a ver quién lo coge antes y así recompensarles con un premio, redefinen su lenguaje (por dar ejemplos, cuando los hijos preguntan por el significado de términos como “coño” o “zombie” les mienten diciendo que lo primero es una “lámpara grande” y lo segundo “una flor amarilla”), y se inventan la absurda regla de que el día que se les caiga un colmillo (también conocido como diente canino) podrán abandonar el hogar…

FIN DE SPOILER

Resumiendo, “Canino” es una propuesta atípica y original impregnada de magnetismo y diálogos tendentes al surrealismo. Solo tengo queja de su desenlace porque el director lo deja abierto de una manera que da la sensación de que no sabía muy bien cómo cerrar la historia una vez desarrollada. Por lo demás, todo estupendo. Profundizando un poco, se podría extraer una lectura subyacente más: ¿podría ser esa familia controladora un modelo a pequeña escala de la sociedad en la que vivimos? ¿Estamos así de manipulados sin saberlo? Es para reflexionar detenidamente…

1 comentario:

Cristina Hidalgo dijo...

Ayer vi Canino. La rescaté de la lista que teníais publicada en retrospectiva y me animé a verla.
Sin duda un acierto, es magnífica, redonda diría yo. Las imágenes son conmovedoras y 100% atractivas y el ritmo es brillante, el justo y necesario. La crueldad puede ser también atractiva.
Pero lo que acabo de escribir lo sabe todo el mundo que la ve, quería comentar más que nada el final. No estoy muy de acuerdo con el comentario que hace Juanmez sobre éste. A diferencia de las pelis "prohibidas" que la hermana mayor consume, todas con un claro argumento de principio a fin y una narración muy unidireccional, la película deja un final inconcluso en cuanto a lo que estamos acostumbrados a ver, pero...¿no es la incertidumbre de la libertad uno de los elementos de la película?

La hermana mayor pudo haber muerto desangrada, o en mi opinión lo que puede haber pasado es que después de toda la lucha, realmente no se atreve a salir...pero...¿de qué importa? EL MALETERO NO SE ABRE, y punto, eso es todo lo que necesitamos saber.

Por otra parte me gustaría comentar el baile de la hermana mayor, seguro que la tia de seguridad sólo le presta rocky y tiburón??...para mí que también le deja flashdance no? ese baile es de la peli.

Y ya para terminar...el hermano muerto...sería una invención completa o un hermano mayor que se escapó previamente?? eso sí que nunca lo sabremos...